Cine fantástico, de terror y de ciencia ficción. Revista online - Scifiworld http://www.scifiworld.es Sun, 19 May 2019 13:14:01 +0200 Joomla! - Open Source Content Management es-es NIFFF 2019 http://www.scifiworld.es/eventos/nifff-2019.html http://www.scifiworld.es/eventos/nifff-2019.html NIFFF 2019

El programa oficial de la 19ª edición a punto de caramelo

El Festival Internacional de Cine Fantástico de Neuchâtel (NIFFF) está calentando motores, prueba de ello son los primeros títulos a competición. La selección pone en primer plano a una nueva generación de cineastas, tanto de Europa como de Norteamérica. Generación que coexiste con los pilares del cine de autor y los principales protagonistas del fantástico europeo. Además, el NIFFF tendrá un programa especial dedicado a la iniciativa NEW DANISH SCREEN llamada DANES DO IT BETTER, que se centrará en la inventiva danesa.

El indie americano entrará en escena con el debut de directores con una visión única. El preestreno mundial de Riot Girls de la directora canadiense Jovanka Vuckovic será sin duda uno de los puntos culminantes del programa que demuestra la creatividad de los autores independientes norteamericanos.

Con Ghost Town Anthology, Denis Côté ofrece un estudio emocional de las comunidades rurales de Québec que viven aisladas durante el invierno. El famoso escritor sueco de televisión Måns Mårlind une fuerzas con Björn Stein para su largometraje de vuelta al romance más salvaje con Swoon, una oda al realismo mágico de Baz Luhrmann. Christian Volckman, que se había hecho un nombre con Renaissance, regresa con un nuevo cuento sobrenatural llamado The Room, protagonizado por Olga Kurylenko.

La segunda película de Vincent Mariette, Les Fauves, muestra a una misteriosa depredadora en un campamento. Sons Of Denmark, el primer largometraje de Ulaa Salim, es una obra política brutal y polémica que dejará atónito al público. Por el contrario, 7 Razones para huir (de la sociedad) es una antología encantadoramente absurda que pondrá de relieve la creatividad de un trío español cuyo futuro trabajo esperamos con impaciencia. Tras su escandaloso musical Liza, The Fox-Fairy, Károly Ujjj Mészáros vuelve con X - The Exploited, una inmersión profunda en el mundo de la corrupción policial en Budapest. Para terminar con una nota única, esta gira europea nos llevará a Extra Ordinary, una comedia dirigida por Will Forte que causó un gran impacto en SXSW.

Con la intención de que el NIFFF siga explorando el dinamismo y la diversidad del cine latinoamericano, también se proyectarán dos películas muy diferentes pero igualmente imperdibles: Monos, un thriller paramilitar colombiano cuya reputación en todo el mundo proviene de su fascinante atmósfera visual, y Ghost Killers Vs. Bloody Mary, un homenaje a Cazafantasmas que pone de relieve el humor brasileño.

SONS OF DENMARK
Swiss premiere

EXTRA ORDINARY
Swiss premiere

X – THE EXPLOITED
Swiss premiere

LES FAUVES (SAVAGE)
Swiss premiere

7 REASONS TO RUN AWAY (FROM SOCIETY)
Swiss premiere

MONOS
Regional premiere

RIOT GIRLS
World premiere

SOMETHING ELSE
International premiere

KNIVES AND SKIN
Swiss premiere

GHOST KILLERS VS. BLOODY MARY
International premiere

RÉPERTOIRE DES VILLES DISPARUES (GHOST TOWN ANTHOLOGY)
Swiss premiere

SWOON
Swiss premiere

THE ROOM
Swiss premiere

 


¡LOS DANESES LO HACEN MEJOR!
Fundada en 2003 con el objetivo de estimular la experimentación e inspirar nuevos talentos, la iniciativa de financiación y desarrollo NEW DANISH SCREEN ha dado paso a uno de los movimientos cinematográficos más dinámicos del mundo. El NIFFF ofrece explorar este cine de innovaciones a través de una selección de títulos. A continuación las seis primeras películas del programa dedicado a poner de relieve la inventiva danesa.

FLOW

A HORRIBLE WOMAN

BRIDGEND

WINTER BROTHERS

CUTTERHEAD

SHELLEY

 

  • NIFFF 2019
  • Neuchatel
    ]]>
    info@scifiworld.es (Scifiworld) Eventos Thu, 16 May 2019 00:43:50 +0200
    Apocalipsis Voodoo http://www.scifiworld.es/reviews/apocalipsis-voodoo.html http://www.scifiworld.es/reviews/apocalipsis-voodoo.html Apocalipsis Voodoo

    El "Machete" Patrio.

    Rodada en Tenerife y con un equipo, tanto técnico como artístico, íntegramente canario, la parrilla de cartelera de este fin de semana se enorgullece en estrenar Apocalipsis Voodoo, y es que sí, como muchos ya estaréis pensando, una cinta que lleva esas dos palabras como título es imperdible. Y mucho más en concreto para los paladines del buen gusto cinematográfico que pululáis por aquí.

    Avalada ya por unos cuantos festivales, llega esta simbiosis entre homenaje y parodia a ritmo de funk y con una marcada estética retro. Un exploitation en toda regla, evidentemente.

    Narra la batalla apocalíptica entre una pareja de policías y un súper villano llamado Papá Voodoo y su banda de funk: “The Funky Zombies”, que convierten en zombis a todo aquel que escucha su música.

    La película es un cocktail explosivo de diversión en estado puro sin complejos y satisfará sobradamente al cazador de rarezas o productos bizarros varios. Una mezcla de componentes arriesgados, a saber: esoterismo, vudú, zombis, artes marciales o lucha libre mexicana, desembocan en un festival para los paladares más curtidos en serie B o inferiores. Aquellos bien llamados “cinéfagos”. Y es que a fin de cuentas y a grandes rasgos, eso es lo que vendría a ser el film de Vasni Ramos, un detector de cinéfagos y de repipis a la vez, juicio siempre a posteriori de las impresiones del espectador tras el visionado.

    Cuenta, como estaba cantado, con un buen número de influencias, siendo las más relevantes las buddy movies setenteras, donde el argumento importaba una caja de pepinos, lo que de verdad importaba era que molara. Las de los grandes “italian fucking masters”, Lamberto Bava, Lucio Fulci y similares, y a su vez, los mainstream que a estos homenajeaban como los Tarantino o Rodríguez. Y hablando de realizadores que han emulado en el siglo XXI este tipo de cintas, cabe decir que este experimento ya se había visto en España y buen ejemplo de ello serían las producciones de Dani Moreno y sus MotorZombis o MegaMuerte de Santo Eyaculador. Apocalipsis Voodoo, iría si cabe un paso más allá que todo esto porque, dentro del descontrol, la estructura narrativa y secuencial estaría más elaborada.

    Tal vez, para terminar de haber sido el exploit del exploit definitivo, habría requerido algún referente sexual más, ya que la ausencia de este destaca y no para bien. Sí señores, hablo de tetas, no es machismo, para nada, sino uno de los elementos más referenciales e importante del subgénero en el que Apocalipsis Voodoo nos a sumergido, le pese a quien le pese.

    En resumidas cuentas, una elaborada carta de amor pura y dura al grindhouse. Guiños incontables, gamberrismo y una falta de pretensiones admirable componen el menú. Que aproveche.

    • Apocalipsis Voodoo
    • Vasni Ramos
    • Exploit
    • Grindhouse
      ]]>
      ignacio@artisticfilms.es (Ignacio López Vacas) Críticas Thu, 09 May 2019 17:40:12 +0200
      El Increíble Finde Menguante http://www.scifiworld.es/reviews/el-increible-finde-menguante.html http://www.scifiworld.es/reviews/el-increible-finde-menguante.html El Increíble Finde Menguante

      "Alba, ¿estás durmiendo?."

      Todavía reponiéndonos de los increíbles ecos de la resonancia emocional de ese formidable espectáculo que es el Avengers: Endgame (2019) de los hermanos Russo, nos llega a la parrilla de estrenos de esta semana la ópera prima del navarro Jon Mikel Caballero, El Increíble Finde Menguante. Rodada en su integridad en el agreste, hermoso y cinematográfico Valle de Azkoa durante el verano de 2017, Caballero nos presenta a tres parejas de millennials que van a pasar un fin de semana a una casa rural para desconectar de la realidad que aletarga sus vidas. Vidas que por una razón u otra, ven pasar a una velocidad que les obliga replantearse sus objetivos vitales y profesionales inmediatos con la asunción o no de las responsabilidades inherentes a los mismos.
       
      Calificada por el propio director como una película generacional, toca de lleno y con acierto, la precariedad laboral y su reflejo retributivo para con una hornada de adultos que se supone la mejor preparada de siempre, pero que tiene que recuperarse del impacto que les supuso descubrir el engaño que esta sociedad de libre mercado les ha estado ocultando desde su más temprana formación. En la huída laboral de la pareja formada por Claudia y Mark vemos el perfecto ejemplo de lo que supone para un Estado, la sangría de preparar a excelentes profesionales para que tengan que emigrar a otras latitudes. Esa inversión en educación formativa y conocimientos teóricos es desperdiciada por los Gobiernos de turno, más interesados en aborregar a la masa social con somas catódicos que en despertar las conciencias colectivas como paso previo a la creación de una sociedad culta y vigilante en su ética ante los desmanes de la clase dirigente.
       
      No es nada nuevo ese desamparo que sienten los protagonistas aunque Caballero (Pamplona, 1985) lo asume como propio por cuestiones lógicas. Desde que la Humanidad salió de la cueva en busca de mejores condiciones, las semillas nuevas siempre han buscado germinar en mejores terrenos que los que ya conocían, campos de labranza en muchos casos inadecuados para las nuevas técnicas de cultivo. Esa necesidad de marcar tu propio destino es lo que confiere a los humanos su mejora como especie y su excepcional singularidad. En el Cine hemos visto cumplidos ejemplos de todo ello a través de los años. Partiendo de la Revolución Industrial como origen de ese agravamiento intergeneracional, cada década tiene su fiel reflejo como deudora de la época en la que los jóvenes tuvieron que replantearse su lugar en el mundo. Sin querer ir hasta el Metropolis (1927) de Lang o el Modern Times (1936) de Chaplin, las angustias existenciales de esa pieza que no encaja en el rompecabezas planteado por Nicholas Ray en su Rebel Without a Cause (1955), pasando por la exploración sin rumbo fijo de la contracultural Easy Ryder (1969) de Dennis Hopper sirven como ejemplos de lo citado. Ya, en la optimista (hasta el infantilismo más naif) década de los Ochenta, bajo la falsa égida reaganiana llegaron títulos como la infravalorada Diner (1982) de Barry Levinson, la más icónica The Breakfast Club (1985) de John Hughes o la avejentada St. Elmo´s Fire (1985) de J. Schumacher.
       
      Saltando a los Noventa, la demoledora La Haine (1995) de Kassovitz y la brillante Trainspotting (1996) de Boyle, alarmaban desde la Vieja Europa que los cuentos más clementes disfrutados en la sobresaliente Beautiful Girls (1996) de Ted Demme, la genial irreverencia del SubUrbia (1996) de Linklater o en esa loa de autor indie que Kevin Smith firma para su atípica Chasing Amy (1997), no eran del todo clarividentes ante lo que estaba a punto de ocurrir. El colapso del bloque antagonista al sistema capitalista, dejó a las ovejas (borregos, si me apuran) al cuidado de los lobos. Las excepcionales Barrio (1998) y Los Lunes al Sol (2002) de León de Aranoa señalaban directamente a los responsables de los males inmediatos que en la actualidad estamos sufriendo, en algunos casos llevados hasta la angustia más desasosegante como la excepcional The Florida Project (2017) de Sean Baker, la traumática Capernaum (2018) de Labaki o la aplastante An Elephant Still Sitting (2018) del malogrado Hu Bo.
       
      Historias universales comunes a las diferentes culturas de los paises del Primer, Segundo o Tercer Mundo que Caballero como gran logro argumental, traslada a un contínuo y menguante bucle temporal que solo Alba, treinteañera irresponsable y papanatas es capaz de gestionar. Esta cuenta atrás conciencia a nuestra protagonista del inexorable paso del tiempo. Su vida pasa a toda velocidad y está en el momento único de cambiar aquellas cosas que no le gustan. Es su oportunidad. Solo ella es responsable de su futuro. De ella depende seguir viendo pasar la vida con hastío y dejadez o golpear la mesa con puño firme y tomar las riendas de su futuro. 
       
      Y es interesante que el director y guionista revista toda esta propuesta desde un punto de vista narrativo que hace equilibrios entre el Fantástico más doméstico y el género romántico menos edulcorado. Cierto que el recuerdo de la mítica Groundhog Day (1993) de Harold Ramis está más que presente, pero solo como base arquitectónica para construir una robusta fábula que emerge con solidez a pesar de la sencillez de su epílogo. Quizás es dicha resolución el mejor final posible para esta producción en donde destacamos las acertadas localizaciones que nos llevan a esos frondosos parajes disfrutados en El Bosque Animado (1987) de Cuerda o en El Laberinto del Fauno (2006) de Guillermo del Toro y en los muy coordinados y acertados diálogos entre sus protagonistas, fruto de una evidente sincronía en las previas lecturas de guión y sus ensayos.
       
      Como ópera prima es una esperanzadora llegada del cineasta navarro al largometraje y su propuesta estética con respecto al formato usado en su aspect ratio (inicialmente el panorámico 16:9) hasta su menguante encuadre es de una muy agradecida originalidad que revela a Caballero como un autor a tener en cuenta en el futuro de la cinematografía española, hambrienta de nuevos talentos y que como en otras industrias, se encuentra aquejada de los mismos males que la película denuncia con sutil elegancia.
       
      El Increíble Finde Menguante es un film de fácil digestión que como casi todas las primeras obras de envergadura peca de ciertos defectos que no obstante, no restan méritos a una nota final satisfactoria en su conjunto y que como mínimo, la calificaríamos como curiosa. Y eso, en el cine del Estado, ya es excusa más que suficiente para su visionado.
       
      • El Increíble Finde Menguante
      • Jon Mikel Caballero
      • Iria del Río
      • Adam Quintero
        ]]>
        javieraldariz@hotmail.com (El Guerrero Mandingo) Críticas Wed, 08 May 2019 13:29:23 +0200
        El NIFFF y Weta Workshop unen fuerzas http://www.scifiworld.es/eventos/el-nifff-y-weta-workshop-unen-fuerzas.html http://www.scifiworld.es/eventos/el-nifff-y-weta-workshop-unen-fuerzas.html El NIFFF y Weta Workshop unen fuerzas

        Y llevarán a Neuchâtel la experiencia Dr. Grordbort's Invaders

        Del 5 al 13 de julio, los asistentes al Festival Internacional de Cine Fantástico de Neuchâtel podrán experimentar el mundo de Dr. Grordbort's Invaders. Una oportunidad única de probar esta mezcla única de realidad y juego y descubrir su fascinante historia inmersiva.

        {youtube}hOASaXLkxug{/youtube}

        El NIFFF continúa así su colaboración con Weta, la empresa ganadora del Oscar creada por Peter Jackson.  Además el equipo de desarrolladores del juego, liderados por el renombrado Greg Broadmore (District 9, King Kong, The Chronicles of Narnia) ofrecerán una conferencia dedicada al proceso creativo dentro de la sección NIFFF Extended.

        • NIFFF 2019
          ]]>
          info@scifiworld.es (Scifiworld) Eventos Thu, 02 May 2019 18:55:41 +0200
          La huella de Sitges se hará visible en Cannes http://www.scifiworld.es/home/la-huella-de-sitges-se-hara-visible-en-cannes.html http://www.scifiworld.es/home/la-huella-de-sitges-se-hara-visible-en-cannes.html La huella de Sitges se hará visible en Cannes

          El Festival crea Fantastic 7, junto con el Marché du Film de Cannes y uno de los creadores de Blood Window, con el fin de promover la industria del fantástico

          El Festival de Sitges –conjuntamente con el Marché du Film del Festival de Cannes y el impulsor de Blood Window, Bernardo Bergeret– han creado Fantastic 7, un foro destinado a fomentar el talento dentro de la industria de género y favorecer su conexión con socios comerciales potenciales. Fantastic 7 celebrará su primera edición el próximo domingo 19 de mayo en el marco del Festival de Cine, apadrinada por el director J.A. Bayona, y tiene voluntad de continuidad en otros festivales internacionales.

          Fantastic 7 nace con la voluntad de convertirse en un marco de diálogo entre creadores e inversores, con el fin de favorecer el desarrollo de proyectos y las oportunidades de negocio que se deriven. La iniciativa está impulsada por tres actores conocedores del circuito y la realidad del sector, como son el Mercado de Cannes (el principal del mundo), la experiencia de Bernardo Bergeret en Blood Window (plataforma de referencia en el género) y el Sitges – Festival Internacional de Cine Fantàstic de Catalunya (el número 1 de fantástico del mundo), que hace cuatro años presentó la competición de proyectos Sitges Pitchbox.

          La iniciativa exhibe siete propuestas presentadas por siete festivales de todo el planeta, que tienen en el género fantástico uno de los rasgos de identidad a través de su programación. Además del Sitges - Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya, los otros festivales que forman parte de la iniciativa son: el Festival Internacional de Cine Fantástico Bucheon, Festival Internacional de Cine del Cairo, el Festival Internacional de Cine en Guadalajara (México), el Festival Internacional de Cine y Premios de Macao, el South by Southwest y el Festival Internacional de Cine de Toronto.

          Fantastic 7 busca acercar diferentes proyectos en fase de ejecución o ya finalizados a inversores de todo el planeta, con el objetivo de favorecer su desarrollo. El proyecto también incorpora un espacio de estudio y análisis sobre tendencias en la industria del género fantástico, añadiendo un observatorio del sector.

          El pitching de Cannes –que tendrá a J.A. Bayona como padrino– está integrado por los siguientes proyectos:

          Sitges – Festival Internacional de Cinema Fantàstic de Catalunya presenta:
          Baby, de Juanma Bajo Ulloa

          Festival Internacional de Cine Fantástico Bucheon presenta:
          Superpower girl, de Soo-young Kim

          Festival Internacional de Cine del Cairo presenta:
          Al Hilo Al Azraa 2 (The Blue Elephant 2), de Marwan Hamed

          Festival Internacional de Cine en Guadalajara presenta:
          Evasión (Escape), de Cristian Jiménez

          Festival Internacional de Cine y Premios de Macao presenta:
          Wonderland, de Chao Kai Wang

          South by Southwest presenta:
          Haywire, de Mickey Keating

          Festival Internacional de Cine de Toronto presenta:
          Blood Quantum, de Jeff Barnabay

          • Sitges 2019
            ]]>
            info@scifiworld.es (Scifiworld) Sitges Thu, 02 May 2019 18:42:16 +0200
            The Prodigy (Maligno) http://www.scifiworld.es/reviews/the-prodigy-maligno.html http://www.scifiworld.es/reviews/the-prodigy-maligno.html The Prodigy (Maligno)

            El enésimo niño cabrón

            La figura del niño maligno siempre ha estado presente en el cine de terror, pero sería un despropósito no reconocer que en los últimos años surgió un miniboom que explotaban esta idea, siempre intentando atraer a una audiencia morbosa que agradece el aspecto de un infante terrorífico. Así, las respuestas más modernas a las La ProfecíaEl Pueblo de los Malditos o Los Chicos del Maíz serían Prodigy, The Hole in the Ground, The Hollow Child o esta que nos ocupa de título idéntico a la primera mentada, The Prodigy, titulada en países hispanoparlantes como Maligno.

            Una madre preocupada por el comportamiento perturbador de su hijo, está convencida de que algo sobrenatural está transformando la vida del pequeño y de quienes lo rodean, poniéndolos en peligro.

            Dirige Nicholas McCarthy, joven director con talento que ya realizó cintas a seguir como El Pacto o At the Devil’s Door, así como uno de los segmentos de la película de episodios Holidays, junto a otros nuevos realizadores. Con este, su nuevo trabajo, daba un salto, tal vez no muy significativo a nivel artístico, pero si a nivel de distribución, ya que el film es su primera obra estrenada en salas en un buen número de países.

            Explora, de manera poco profunda, el interesante asunto de la reencarnación para darle un sentido a la trama y a los impulsos del antagonista. A fin de cuentas, no deja de ser más que otra producción de terror “tipo” con el misterio que en un inicio los protagonistas desconocen, luego se niegan a creer tras hablar con el especialista de turno, para terminar pidiéndole ayuda y realizando un viaje al origen del problema para cortarlo de raíz. Tal vez, se desmarcaría más del resto de estas propuestas por lo atrayente de su premisa y porque los clichés, que lo hay, varios, están por lo menos filmados con cierto criterio, pero poca personalidad. Poca por lo menos en comparación a lo que nos venía teniendo acostumbrados el señor McCarthy en el resto de su filmografía. En cierto modo se podría decir que ha desaprovechado una gran oportunidad en su carrera, ya que esta película podía haberle dado una buena visibilidad más allá del fandom o de los circuitos indies donde se movía y ha terminado siendo, casi con total seguridad para la mayoría, una más estancada en el ostracismo de las cintas de terror familiares de temática sobrenatural.

            El niño (Jackson Robert Scott), como principal reclamo, se podría decir que cumple, aunque tal vez termine siendo eclipsado por un resto del reparto plano y sin la fuerza necesaria que requería la historia. Ojo, esto no significa que haya un par de secuencias que pongan los pelos de punta, las hay y bien marcadas. En este sentido McCarthy no ha perdido el toque aunque deambula entre este tipo de material y otro bastante más costumbrista que flaco favor le hace al conjunto de la película.

            En resumidas cuentas, llama la atención a medias y eso con un tema tan trillado y en los tiempos que corren en los que el cine de terror debe ofrecer originalidad, espanto y sorpresa a partes iguales, ya que se factura como churros, no es suficiente para poder enmarcar The Prodigy como una película notable, algo que se esperaba dada la firma de su realizador. Al revés de eso, se trata de un fast-food de terror que olvidaremos en pocos días.

            • The Prodigy
            • Nicholas McCarthy
            • Maligno
              ]]>
              ignacio@artisticfilms.es (Ignacio López Vacas) Críticas Tue, 30 Apr 2019 17:59:59 +0200
              Avengers: Endgame http://www.scifiworld.es/reviews/avengers-endgame.html http://www.scifiworld.es/reviews/avengers-endgame.html Avengers: Endgame

              Un Fantástico inolvidable e irrepetible.

              Once años y veintidos películas después por fin tenemos el merecido y excepcional epílogo que tantos seguidores de Marvel y los amantes al Fantástico habíamos esperado, deseado y confiado que se produjera en una de las mejores estrategias empresariales jamás vistas en toda la historia de la industria cinematográfica estadounidense. Auténtica factoría imperial de luces y colores que culmina su Tercera Fase con este capítulo décimo (está por ver en dónde situamos el Spider-Man: Far from Home de Jon Watts, con fecha de estreno para el 5 de julio; si como fin de fiesta de estos Avengers o como cabeza de puente de la Cuarta Fase del Marvel Cinematic Universe, que de manera tan excepcionalmente brillante comanda el presidente de producción de Marvel Studios, Kevin Feige.
               
              Avengers: Endgame (2019) se ha convertido en la única película que desde su premiere hasta su primer fin de semana de estreno ha llegado a los 1.200 millones de dólares de recaudación en taquilla a nivel global. No necesariamente es un dato que predisponga al aplauso de la crítica especializada, ahí tenemos el ejemplo de la sobrevalorada Avatar (2009) del egocéntrico James Cameron o de la irrespetuosa (para el fandom más primigenio) Episode VII-The Force Awakens (2015) del trilero J.J. Abrams, perpetrador junto a su ama y señora Kathleen Kennedy, de uno de los mayores despropósitos argumentales a la hora de plantear la tercera y definitiva Trilogía sobre la famila Skywalker. Ante la ausencia de una narrativa coherente en la Saga de Sagas, deberían haber hecho como la compañía capitaneada por el mítico Stan Lee y nutrirse del descomunal legado aportado durante estas décadas en su Universo Expandido, o haber dejado como timonel del proyecto al brillante Dave Filoni y su notable equipo de colaboradores.
               
              Y es que con semejante caudal de personajes e historias surgidas de las mentes de los guionistas que han dejado su impronta en la compañía desde su fundación en 1939 (Timely Comics) hasta el presente, lo difícil hubiera sido ofrecer un cierre en falso. Cierto que algunos héroes han mutado de raza, sexo o especie con respecto a los cómics y que la suerte de algunos (o de los propios villanos) han cambiado para una mejor aceptación de los tiempos de profunda transformación en la ética laboral del Gran Hollywood y en el reconocimiento de las minorías cada vez más influyentes cara el Box-Office, o simplemente como mejor encaje en la línea narrativa de este cierre tan abrumador que nos recuerda inevitablemente a esas producciones elefantiásicas en sus presupuestos y apoteósicas en sus envites emotivos que gozamos en nuestras infancias más nostálgicas. 
               
              Por que ese es el sentimiento que despierta en nuestros corazones Avengers: Endgame; el volver a gozar de la mágica liturgia al presenciar un evento superlativo que se quedará grabado por siempre en nuestros recuerdos como nos pasó con aquellos filmes, hoy ya míticos y que conseguían transportarnos a mundos o épocas inimaginables; esos espectadores de antaño, otrora infantes, saliendo de la sala dando botes de alegría, alargando la jornada con interminables coloquios en donde recreamos lo vivido, adueñándonos de los intérpretes, empatizando con sus situaciones, compungiéndonos hasta la solemnidad más respetuosa por los heroicos sacrificios cual mesiánicos redentores. Por que todo eso y mucho más fue lo que presenciamos hace escasas horas. Volver a disfrutar de una película de aventuras como hacía lustros que no nos sucedía, reírnos con los oportunos gags, algunos guiños brillantísimos a otros títulos, contener el aliento ante la angustia vital de las pérdidas o de los reencuentros. Una montaña rusa de emociones perfectamente ordenada en su tempo, encajada en su edición como un mecano colosal que transcurre con una agilidad pasmosa en sus 180 minutos. Un triunfo sin paliativos de lo que debemos entender como cine de entretenimiento de cotas hercúleas. Los George Méliès, William Castle, Jack Arnold o Ray Harryhausen, entre otros muchos, tienen que estar disfrutando del trabajo de los hermanos Russo y del escrito que firman la dupla artística Christopher Markus y Stephen McFeely, responsables de aquel magnífico biopic dirigido por Stephen Hopkins en 2004 para la gran pantalla titulado The Life and Death of Peter Sellers.
               
              La comunión de los espectadores, sincronizada en sus carcajadas, en sus suspiros y exclamaciones, en sus duelos y quebrantos en una sala repleta pero silente en los momentos más intensos (incluídos los nada apreciados fagocitadores palomiteros y sorbedores pajilleros) hace que bien merezca la pena acudir a un espectáculo en donde pagamos con gusto, esta vez sí, el justo precio de la entrada. ¿Estamos ante lo que para algunos afirman la época dorada del cine-espectáculo?. ¿Podrán las Majors revitalizar su propia industria como sucedió a finales de los Setenta?. ¿Tendrá este Avengers: Endgame la impronta en los Oscar de 2020 como la tuvo el The Return of the King (2003) de Peter Jackson?. ¿Estamos, en definitiva, hablando de algo absolutamente memorable?.
               
              Si ampliamos nuestra perspectiva más allá del Fantástico y retrocedemos hasta la creación del Séptimo Arte, con objetividad no podemos calificarla como una obra maestra absoluta (tampoco lo creemos del título de Jackson, por cierto). La labor desarrollada por el reparto artístico y técnico es sobresaliente, pero cuando abordamos temáticas que desafían la Física Relativista en la mayoría de los casos se pierden en laberínticas explicaciones o en sonrojantes trivialidades por mucho que las adornemos con referentes de otras producciones, insertadas con hilarante acierto sí, pero que no sostienen una verosimilitud si lo que buscamos es la excelencia en el desarrollo de los hechos. No le damos mayor infortunio de lo que realmente tiene. No acierta a explicar con maestría las complicaciones que presentan las paradojas vistas, pero no restan ni un ápice al objetivo que la trama principal tiene y no es otro que el emotivo.
               
              Por que si solo pudiéramos calificar con una palabra el Avengers: Endgame sería precisamente, emocionante. En su más amplio significado. Emocionante por las pérdidas, emocionante por los abrazos, emocionante por la determinación "cueste lo que cueste", emocionante por el sacrificio altruista, emocionante por Mjolnir y la dignidad que concede, emocionante por el "estaremos bien; ahora ya puedes descansar", emocionante por saber "quién manda en la nave", emocionante por descubrir que tras los títulos de crédito finales la historia ha llegado a su fin. Emociones, que son la esencia original que los humanos buscamos en el Arte.
               
              Avengers: Endgame presenta un reparto de actrices y actores colosal como colofón a toda esa nómina que ha pasado por la Marvel Studios en estos últimos once años, con una proporcional y adecuada distribución en el metraje del film (aunque el peso de algunos personajes se nos antoja poco relevante para la importancia que desearíamos que tuvieran) en los que sobresalen la figura de Chris Evans y su Steven Rogers (en los EE.UU. el legado de Captain America es más valorado que casi cualquier otro héroe) y el de Tony Stark, gérmen fundador de los Avengers, rol interpretado por Robert Downey Jr. uno de los mejores actores estadounidenses de su generación (su caracterización del genio inglés para el Chaplin (1992) de Richard Attenborough sigue siendo simple y llanamente sublime) y que tiene el enorme mérito de haber vencido a sus propios demonios internos y poder contarlo. Se lo agradecemos con 3.000 toneladas de cariño, como mínimo.
               
              ¡Qué espectáculo tan formidable el visionado!. 
               
              Y como muy pocas veces me ha ocurrido, nada más llegar a mi castillo pensé: "volvería a verla ahora mismo".
              ]]>
              javieraldariz@hotmail.com (El Guerrero Mandingo) Críticas Mon, 29 Apr 2019 16:01:09 +0200
              La Llorona http://www.scifiworld.es/reviews/la-llorona.html http://www.scifiworld.es/reviews/la-llorona.html La Llorona

              Folk-Horror palomitero

              La Monja, La Llorona, La Novia próximamente… El Warrenverse se está especializando en leyendas y figuras clásicas femeninas para facturar sus piezas de terror y así seguir expandiendo su franquicia, y de paso, su imperio económico. En esta ocasión, Wan y los suyos recurren a una conocida leyenda mexicana que ciertamente da mucho juego a la hora de introducir un personaje en su ya célebre saga de películas.

              La leyenda reza que la llorona en vida, ahogó a sus hijos en una rabia de celos, arrojándose en el río tras ver como los mató violentamente. Ahora sus lágrimas son eternas, letales, y aquellos que escuchan su llamada de muerte en la noche están condenados. Se arrastra en las sombras y ataca a los niños, desesperada por reemplazar a los suyos. A medida que los siglos han pasado, su deseo se ha vuelto más voraz y sus métodos más terroríficos. Al igual que ya acontecía con otra leyenda del país centroamericano, la de El Charro, la llorona ya había sido adaptada al cine con bastante más pena que gloria, de ahí los films The Wailer, The Wailer 2 o The Cry, todas de mediados de los dos miles y las tres igual de infectas.

              Warner recuperaba aquí la historia para complementar la serie de los Warren, con lo que se presuponía el producto tendría muchísimo más empaque, pero a su vez temíamos que el resultado final fuese más parecido a Annabelle o La Monja que a The Conjuring. Justamente, se sitúa aproximadamente entre estas, tratándose esta nueva adaptación de una efectiva, aunque estereotipada cinta. En comparación con las dos mentadas, gana enteros ya que su realización y la buena factura a la hora de crear secuencias oscuras, que preceden al típico y abusivo aumento de volumen, son bastante correctos. Sí, la gran mayoría del horror que desprende La Llorona son sustos jumpers, que le vamos a hacer, aunque en este caso, mejor bueno conocido que malo por intuir, y es que en ese sentido el director, Michael Chaves tira a lo seguro, pero con buen pulso y una puesta escena que le permiten, ofreciendo lo mismo de siempre, hacerlo de una forma que resulta siempre amable y divertida. Y la minoría del resto del horror que podemos encontrar en la película, es lo que tal vez más hubiera surtido efecto y originalidad dándole más uso, pero no nos pongamos especulativos. Me refiero al “factor mala leche”, ese que te permite incluir en el libreto muertes de infantes, situaciones incomodas con malos tratos domésticos de por medio e incluso una madre que desea la muerte de los hijos de otra. En este sentido la película podía haber apostado más, aunque se habría acercado mucho más a un thriller policíaco-familiar que a la película de terror comercial que es.

              El film se desarrolla en los años setenta, y he aquí otro de los aciertos. Técnicamente bastante conseguido un grano y unos zooms que, aunque vagamente, recuerdan al estilo de la época. Esto unido a la exploración del folklore centrolatino que se desarrolla durante la trama crea un conjunto de lo más interesante al que de nuevo, habría que apuntillar, que hubiera tenido una mejor resolución con un guion más sólido. No un guion que obvie las escenas de terror, sustos y demás… pero si que hubiera puesto más interés en el desarrollo de algún personaje protagonista durante el ecuador de la narración y no en como meter a la muñeca Annabelle con calzador entre los acontecimientos.

              Otra de las notas negativas la encontraríamos en que, de nuevo, como ya vimos en The Nun, se introduce un personaje, no poco importante, con una serie de coletillas en sus diálogos que invitan a la comedia en secuencias a la que poco o nada viene a ofrecer, más bien todo lo contrario, las contamina. Si bien no es tanta la vergüenza ajena como en La Monja, es un recurso fallido ya que tampoco casa tan medianamente bien como ya se hacía en Insidious.

              No me puedo marchar sin curiosear un poco más sobre la oscura leyenda y comentar que, aunque los orígenes del mito están efectivamente en México, son casi todos los países de habla hispana en América que la acogen. Encontramos historias en la provincia de Córdoba, Argentina, sobre el espectro. En Chile, donde se la conoce como La Pucullén. Así como en Perú, Colombia, Costa Rica o Ecuador.

              En resumidas cuentas, La Llorona no da tanto miedo como el que podrían dar un par de narcos compatriotas suyos. O no nos dará al menos todo el miedo que podría darle, por ejemplo, a Trump. Pero es lo suficientemente autoconsciente y disfrutable para volver a entonar el universo Warren a la espera de las siguientes producciones.

               

              • La Llorona
              • Universo Warren
              • Michael Chaves
              • The Curse of La Llorona
                ]]>
                ignacio@artisticfilms.es (Ignacio López Vacas) Críticas Thu, 25 Apr 2019 19:00:08 +0200
                Dumbo http://www.scifiworld.es/reviews/dumbo.html http://www.scifiworld.es/reviews/dumbo.html Dumbo

                Dumbo descafeinado

                Se abre la trilogía de adaptaciones Disney que este 2019 invade nuestras carteleras con Dumbo y a la espera de Aladdin y El Rey León. Todo un titán la compañía norteamericana que hay que recordar este año además cierra el Marvelverse y finaliza también la tercera trilogía Star Wars. Pero vamos con la que nos ocupa.

                Holt Farrier (Colin Farrell) cuenta con la ayuda de sus hijos Milly (Nico Parker) y Joe (Finley Hobbins) para cuidar a un elefante recién nacido cuyas orejas gigantes le hacer ser el hazmerreír en un Circo que no pasa por su mejor momento. Max Medici (Danny DeVito) dueño del circo, se decepciona al saber sobre las enormes orejas del pequeño paquidermo hasta que descubre que es capaz de volar, llevando al circo de regreso a la prosperidad.

                Vale que el estilo Burton está presente. Vale que es una mejora con respecto a otras adaptaciones Disney perpetradas por el de Burbank, evidentemente las de "Alicia". Pero señores, todos sabéis que nunca volverá a ser lo que fue. Burton parece cómodo y se ha asentado pasando de facturar obras maestras a llevar a cabo el cine estándar más puro. Tan solo imaginen una cinta con un freakshow como uno de los atractivos principales, dirigida por el primer Tim Burton… Para nada sería lo que es esta Dumbo. Una película, que como ya he dicho rezuma tres o cuatro gotas de la personalidad audiovisual de su director y pese a ser catedrática en todo lo relacionado a lo narrativo, gustará a pequeños y entretendrá, en mayor o menor medida, a mayores.

                Uno de sus puntos más positivos, como no podía ser de otra manera, es su diseño de producción y todo lo relacionado con el aspecto visual, haciendo destacar a Dreamland, el maravilloso parque de atracciones gigantesco que aparece en la película, que eso sí, se mezcla con esa BSO reciclada de Eduardo Manostijeras y nos da un mejunje de lo más extraño.

                Como adaptación, suspende enteros. No solo por ciertas licencias argumentales perdonables, sino por ese sello Disney tan irritante que provoca bajadas de pantalones del tipo que ignora la secuencia de la borrachera del orejudo elefante, y lo peor es que la escena aparece, pero con otro contexto y en una situación totalmente diferente. Una vez más pasando por el aro con esa tendencia de ofrecer un espectáculo políticamente correcto. Y a todo esto no ayuda que esta adaptación venga firmada en solitario por Ehren Kruger, un especialista en segundas (Transformers 2: La Venganza de los Caídos - 2009) y terceras (Scream 3 - 2000) partes desvirtuadas.

                Por otro lado, el estelar elenco ofrece una interpretación cumplidora pero lineal. Los Keaton, Farrell, DeVito o Arkin no se salen de lo arquetípico de sus personajes. Es Eva Green, la que teniendo una aparición más breve deja una actuación que, aunque igualmente pasa sin pena ni gloria, deja entrever un personaje que evoluciona, por lo tanto, más interesante. Y mención especial merece la joven debutante Nico Parker, el híbrido perfecto entre una niña creepy y adorable, puro reflejo del estilo Burton.

                En resumidas cuentas, remake live action que poco tiene que ofrecer a la historia original, al revés, le suprime los elementos más atractivos, pero que es lo suficientemente entretenida y nostálgica como para conquistar la taquilla.

                • Dumbo
                • Tim Burton
                • Michael Keaton
                • Eva Green
                • Nico Parker
                • Colin Farrell
                • Danny DeVito
                  ]]>
                  ignacio@artisticfilms.es (Ignacio López Vacas) Críticas Thu, 18 Apr 2019 19:37:47 +0200
                  Entrevista: Ximena del Solar http://www.scifiworld.es/entrevistas/entrevista-ximena-del-solar.html http://www.scifiworld.es/entrevistas/entrevista-ximena-del-solar.html Entrevista: Ximena del Solar

                  Entrevistamos a la intérprete chilena 

                  1     La actriz y cineasta Ximena del Solar ha encadenado varios proyectos de carácter fantástico, género en el que parece encontrarse cómoda y que por ahora da continuidad a su carrera. Uno de los últimos donde pudimos verla fue la   polémica "Trauma". Con motivo de esto entrevistamos a la que, en poco tiempo, seguro será una de las Scream Queens Latinas a seguir. 

                         Instagram: @ximedelsolar 

                        -  ¿Cómo empezaste tu carrera en interpretación?

                        Ya he contado alguna vez que cuando tenía alrededor de cinco o seis años vi a un actor chileno muy famoso hablando por televisión y explicando la importancia del control de la respiración para ayudar a inducir emociones. Esa lección se me quedó grabada. Ahora bien, aunque soñaba desde niña con los escenarios, y principalmente las películas, y participé con absoluta entrega y emoción en cada representación escolar en la que tuve oportunidad, yo era bastante tímida, muy cerrada con mis emociones. Ya más grande me decidí por seguir un camino formal en la educación y así es como terminé licenciándome en Lingüística y estudiando idiomas (Inglés y japonés) en la Universidad de Santiago de Chile (USACH). Durante esa etapa tomé un par de cursos coprogramáticos de Actuación. Hacia el final de mi carrera fui descubriendo (esas cosas locas de la vida) que trabajar como modelo de fotografía me permitía desarrollar algo de esa fascinación que sentía por la Interpretación, pero en un ambiente mucho más protegido y controlado. Incursioné un buen tiempo por ese lado, hasta que de pronto las oportunidades fueron abarcando desafíos más amplios. Mi trabajo como modelo me ayudó a desarrollar soltura frente a la cámara y gané una nueva seguridad. Ya más grande, fui capaz de atreverme con una disciplina que, en el fondo, era mi gran sueño infantil. Luego inicié estudios formales en Interpretación. Tuve muchos y muy buenos maestros. Y aquí estoy!. Sigo aprendiendo cada día.

                   
                  -  ¿Qué pensaste cuando leíste por primera vez el guion de “Trauma”?

                  Frente a esta pregunta es importante señalar que Lucio Rojas y yo mantenemos una muy luenga relación que tiene su inicio hace ya 18 años. En esa época de nuestras vidas éramos ambos estudiantes universitarios, fanáticos del cine de horror, que soñaban con llegar a hacer películas de terror, pero carentes de toda herramienta concreta para materializar esa fantasía. Lo que quiero decir con esta introducción es básicamente que con Lucio mantenemos una asociación de tipo creativo que ya es de larga data y que, por lo tanto, no fue una sorpresa encontrarme con el guión de Trauma. Lucio compartió conmigo cada etapa del desarrollo del proyecto, tomando en cuenta muchas de mis sugerencias y opiniones. He sido su asesora en cada proyecto y seguimos desarrollando muchas nuevas propuestas.

                  “Trauma” es, sin lugar a dudas, el trabajo mejor logrado hasta la fecha, producto del aprendizaje que nos dejaron los proyectos anteriores. Es también el más extremo de todos. Como actriz, agradezco la posibilidad de experimentar las vivencias que proponen los escenarios planteados por el guión. No voy a negar que da nervio indagar sobre esas situaciones tan duras propuestas por la película, pero también debo decir que en eso hay un desafío para valientes y yo no me caracterizo por ser timorata. Con Trauma, he podido vivir emociones muy extremas. Ya incluso antes de leer el guión, ientras este estaba en desarrollo y Lucio me iba narrando sus ideas, las propuestas sonaban durísimas y me generaron inquietud. Ej: Todo el mundo sabe que Trauma incluye una escena de violación muy realista y extrema. Pues bien, cuando se me planteó la posibilidad de introducir en esa escena un elemento caníbal yo lloré. Si, lo digo literalmente….la imagen me superaba.

                  A día de hoy, puedo decir que me siento tremendamente orgullosa del equipo de trabajo de Trauma y de los resultados a nivel interpretativo. Uno de mis mayores orgullos es sentir que el trabajo de todo el bloque de villanos masculinos fue consistente y creíble. No es nada fácil dar vida a un villano!. A menudo se cae en la caricaturización.

                  En cuento a mi, fue un cúmulo de experiencias (tanto interpretativas como técnicas y creativas) que me permitió crecer y desarrollarme a pasos agigantados.

                   

                  - ¿Qué es lo que más te gusta de tu profesión?

                  Lo que más amo de esta profesión es sentir que mantengo viva a la niña soñadora que hay dentro de mí. Que puedo convertir en realidad, por un momento, vivencias y emociones a veces extremas, pero con el resguardo de poder retornar luego a la vida normal y corriente. Gracias a los festivales he podido conocer a otras personas, de muy variados países, que también participan de esta industria, y eso te hace sentir que no eres tan bicho raro, que hay un mundo gigante que valora y entiende tu pasión.

                  Otra cosa que amo es tener la posibilidad de utilizar la fantasía o el género para hablar metafóricamente de situaciones, ya sea de contingencia, de cultura o de disquisición existencial por medio del cine como herramienta. 

                   
                  - ¿Y lo que menos?

                  Lo que menos me gusta de esta profesión es la gente a la que se la come el ego. Se da que muchos individuos dentro de este ámbito se creen entes pertenecientes a una raza superior y distinta. Lo más gracioso es que a veces eso ni siquiera tiene justificación en el talento. He podido conocer a grandes nombres de esta industria que mantienen sus pies bien conectados a la realidad y asumen su posición como una responsabilidad social. Creo que ese enfoque es el más saludable y el que quiero tomar como ejemplo a seguir.

                  Otra cosa compleja, pero cuyo paradigma confío en que está cambiando, es el factor de que las mujeres en roles directivos todavía son minoría y se les da menos credibilidad y confianza en términos de industria (evidentemente no se trata de un problema adscrito únicamente al ámbito del cine, es un tema de orden social y de larga data).

                   

                        - ¿Tienes algún referente que hayas seguido de forma constante a lo largo de tu carrera?

                  Si, claro!. La dupla conformada por Alfred Hitchcock y Alma Reville, por ejemplo, es uno de mis referentes. Son una pareja en donde se produjo una simbiosis, al tiempo que un intercambio de talentos complementarios que permitió dar a luz algunas de las más extraordinarias piezas del cine mundial. Me encanta el factor de que a veces tomaran piezas literarias no tan relevantes y las convirtieran en historias inmortales a través del tratamiento visual y narrativo. Creo que ahí hay una gran clave acerca de la verdadera magia del cine y es algo a lo que presto muchísima atención.

                  En términos actorales tengo algunos ejemplos de lo que ya podría definir como ídolos, por mi admiración tan gigante. Personajes de la talla de Vincent Price o Bette Davis, que son el tipo de intérpretes con un sesgo personal muy marcado y que admiro desde niña.

                   

                  Por lo que tengo entendido has vivido varios años en nuestro país. ¿Qué es lo que más te gusta de él?

                  En efecto, viví durante 5 años en España (A Coruña y Barcelona entre 2006 y 2011). Yo no sé con precisión como lo verán ustedes, pero en comparación a lo estratificado y clasista que resulta Chile en muchos aspectos España me pareció una maravilla. El ultimo año, gracias a los recorridos que hice con Trauma, pude ir más de una vez a Madrid y debo decir que amé la ciudad. También conocí Bilbao (una preciosidad!). Me gusta el carácter de la gente española. Los siento muy naturales y frontales. La gente se vincula por afinidades y los grupos están conformados por personas de muy variada procedencia, lo cual es tremendamente enriquecedor. Las mujeres son menos competitivas con sus pares. La salud es un derecho al que todos acceden por igual, los medicamentos tienen precios abordables. En Chile no es así. Hay muchas cosas que debieran mejorar en mi país, pero lo veo estancado en muchas áreas.

                    

                  ¿Cómo ves el cine de género en tu país?

                  Lo veo con esperanza. Este año, por primera vez, si todo sale bien, tendremos 3 festivales exclusivamente dedicados al Cine de Género en la ciudad de Santiago. Con alegría puedo contar, además, que he sido invitada a ser jurado de la competencia de largometrajes de uno de ellos durante el mes de Mayo (Fixion Fest). Creo que los festivales son instancias fundamentales para encontrarte con el público y educar y crear audiencias, ya que siempre hay actividades complementarias que ofrecen algún tipo de enseñanza sobre esta hermosa área donde se unen la cultura, el arte y el entretenimiento, que es el cine.

                  La realidad es que el circuito de distribución de mi país todavía no le da un gran voto de confianza al cine de terror nacional. Pero creo que en la medida en que las audiencias se eduquen y nos ofrezcan su apoyo contaremos con más chances de que se nos vea como una apuesta interesante a nivel de mercado y eso suponga también un aumento en las producciones de este tipo. En Chile hay grandes talentos que no tienen aún la oportunidad de mostrar sus capacidades. El gran público se muestra exigente con nuestro trabajo porque desconoce las dificultades que tenemos para desarrollarlo y lo compara con los resultados de industrias consolidadas y experimentadas. Nosotros estamos creciendo de a poco, pero con muchas ganas. En este mismo momento no sólo mi equipo está trabajando nuevas propuestas e ideas. Sé de otros - algunos más consolidados, otros más nuevos - que recorren la misma senda.

                   

                  ¿Y en latinoamérica en general?

                  En Latinoamérica se dan unos modelos de producción que suelen requerir el apoyo o intervención de los medios estatales como herramienta de financiación, algo que dista mucho de una industria como la de EEUU, por poner un ejemplo que se ubica en las antípodas de nuestra situación. He discutido con algunas personas acerca de cómo esto puede afectar, o influenciar, las características de las producciones y, entre otras cosas, hemos llegado a la conclusión de que muchas veces se privilegia un tipo de narrativa que muestra la realidad latinoamericana a través del filtro de la miseria. Esto genera una visión exótica de nuestro continente que produce un interés de tipo paternalista en las comunidades europeas, por ejemplo. Ahora bien, yo no voy a negar que ese lado de la realidad existe y que es más que valido retratarlo. A lo que voy es que he podido comprobar que de verdad hay muchos ciudadanos europeos que se quedan con esa pincelada de la realidad y se sorprenden de ver que también tenemos espacio para la modernidad en nuestros países y que en un mundo globalizado como este, y a pesar de todas nuestras dificultades económicas (principalmente por causa de modelos económicos que generan una atroz desigualdad en nuestros países), hemos logrado desarrollar talentos que nada tienen que envidiar a los de otros mucho más desarrollados. Aquí, en nuestro continente, se dan contrastes muy fuertes. Tenemos selvas con comunidades que no participan del desarrollo tecnológico y ciudades llenas de modernidad. Latinoamérica es única!. Las producciones audiovisuales se han vuelto cada vez más ambiciosas (en parte también por la necesidad de cumplir con estándares internacionales), pero todavía se trabaja muy a pulso y a veces con más corazón que recursos, entonces tenemos un anclaje en ese espíritu romántico y clásico del artesano que se mezcla con el acceso a la tecnología.

                   

                   - ¿Y el cine en general?

                  Sin duda alguna soy una apasionada del cine como medio de expresión artística y cultural.

                  Hoy en día los modelos de producción y distribución se han ampliado. Hay quienes critican, con una mirada muy purista, a las plataformas del tipo Netflix o Amazon. Justo esta semana tengo entendido que se está inaugurando la primera sede de Netflix en España y que en vuestro país está siendo acogida con bastante entusiasmo. Pues bien, a mi me parece maravilloso que eso esté ocurriendo y que las producciones españolas se estén viendo beneficiadas con estos nuevos espacios de visualización. Quisiera que se lograra algo similar con respecto a América Latina. Una cosa que me parece maravillosa del modelo de Netflix es que otorga mucha libertad a los creadores y que apoya productos realizados en idioma original, lo cual es una gran cosa!, pues permite conservar elementos de identidad local en las producciones. Siempre se ha pensado que es imposible internacionalizar una carrera sin someterse a la regla de hacer las películas en inglés y resulta que ahora ese paradigma podría cambiar o, al menos, no resultar tan mega determinante.

                  La creación audiovisual es una necesidad y es valido que todas las herramientas que ofrece la tecnología se vayan sumando. Personalmente, soy una romántica que disfruta mucho la experiencia en una gran sala de cine. Pienso que hay algo muy bello en esto de disfrutar una cinta en medio de la colectividad, pero no niego que las tecnologías también permiten disfrutar de nuevas experiencias de consumo audiovisual con aparatos de gran calidad dentro de las casas, en el seno de la intimidad, y eso también tiene su cuota de encanto.

                  En cuanto a la diversidad de temáticas, hay espacio para todo. Veo con buenos ojos que las producciones de género (sean estas series o películas) tienen la vara alta porque hay interés en abordar estas propuestas con muchísimo cuidado en los detalles (narrativa visual, fotografía, interpretación, efectos especiales, música, etc). Gracias a Trauma tuve la posibilidad de asistir a varios festivales de cine a presentar nuestra cinta y ahí vi maravillas como las españolas “Matar a Dios” o “Errementari”, y otras que me impresionaron: “Vuelven”, “Hounds of Love”, “Snowflake” o “Aterrados” (esta ultima es argentina y es muy novedosa al presentar un trabajo con diseño de criaturas al que normalmente no estamos acostumbrados en Latinoamérica).

                   

                   -   ¿Puedes comentarnos algo de tus próximos proyectos?

                  En este momento me encuentro sumamente atareada y tremendamente entusiasmada con el desarrollo de dos proyectos. El primero es un cortometraje (“Contagium”), creado y escrito junto a Lucio Rojas. Es mi primera incursión ya formal en el campo del guión. He estado resolviendo cada detalle técnico y artístico junto a Lucio. Este trabajo formará parte de la Antología de Horror “ILL”, co-producida por Domiziano Cristopharo desde Italia. Interpretaré también a uno de los personajes centrales de la historia, que mezcla un poco de thriller con body horror.

                  Al mismo tiempo, estoy trabajando en el desarrollo del marco teórico que dará soporte a una historia de horror/fantasía que constituye un sueño largamente acariciado por nuestro equipo. Este proyecto corresponde a un díptico que agrupa los títulos “Malebolgia” y “Lamiae”. Estamos trabajando con mucho ahínco!. El guión y dirección corresponden a Lucio Rojas. Incorporaremos por primera vez el desarrollo de criaturas animadas digitalmente con apoyo de Grumpy VFX.

                  También cuento con una invitación para participar actoralmente en un proyecto de género que sale del ámbito del terror (sería una comedia escrita y dirigida por la cineasta Sandra Arriagada, titulada “Oveja Negra”).

                  Esto es lo más próximo!...

                   

                   Foto Principal: Paula Bertrán Salinas @paulabertrans

                  1 Foto: Natalia Belmar Olmos / @nataliabelmar_ 
                     MUA: Abigail Ruiz / @abigailruizmake_up
                  2 Foto: Natalia Belmar Olmos / @nataliabelmar_ 
                     MUA: Abigail Ruiz / @abigailruizmake_up
                  3 Foto: Felipe Gera / @fgera
                  4 Foto: Paula Bertrán Salinas @paulabertrans
                  5 Ilustración: Giorgio Finamore / @giorgiofinamore
                  6 Foto: Trauma en BIFFF 2018 (Lucio A. Rojas, Macarena Carrere y Ximena del Solar)
                  7 Foto: Fabián Uset / @fabianuset (retrato junto al muñeco de la película ATERRADOS, del director Demian Rugna)
                  Foto: Pedro Marinello / @pedromarinello
                     MUA: Sandra Velez / @sandravelezmua
                  9 Foto: Brenda Bravo / @noemi22
                     MUA: Sandra Velez / @sandravelezmua
                  10 Still Trauma

                   

                  • Ximena del Solar
                  • Trauma
                  • Actriz
                    ]]>
                    ignacio@artisticfilms.es (Ignacio López Vacas) Entrevistas Wed, 17 Apr 2019 20:00:30 +0200