Scifiworld

El Guardián de los Dragones (Carole Wilkinson)

el  Lunes, 29 July 2013 02:00 Escrito por 

Un (delicado) paseo por la antigua (y pseudomítica) China en compañía de un dragón (chino) y de una rata (símbolo de, entre otras cosas, creatividad y honestidad).

Por lo visto, Carole Wilkinson (Derby, Inglaterra, 1950, aunque emigró a Australia a temprana edad, y es allí donde reside) tuvo un éxito bastante considerable con esta saga llamada “Dragonkeeper” (y empezamos bien, ya que la traducción correcta del título debería ser “Guardián de Dragones”, o mejor aún, “Guardadragones”, y los que lean el libro entenderán el porqué), cuya primera parte es la presente (2003), que continúa con “El Jardín del Dragón Púrpura” (2005) y con “La Luna del Dragón” (2007), y con al menos otro que no ha aparecido aún en nuestro país y se titula “Blood Brothers” (2012).

“El Guardián de los Dragones” es uno de aquellos atractivos volúmenes de fantasía que Círculo de Lectores publicó allá por 2005 (después de que lo hubiese hecho Ediciones B), y cuenta la historia de una niña y un dragón, entre otras cosas, ambientada nada menos que en la antigua China, una China más ideal que real que, como debe ser en estos casos, su autora ha sabido re-crear (es decir, crear a partir de la leyenda) con sumo y esmerado acierto. No es fácil absorber primero y reflejar después todas esas superficies lacadas y ornamentadas con destellos de vivos colores sobre las cuales se sirven cientos de delicados manjares punteados de consejos más o menos confucianos y se habla de un paisaje cuya realidad era (y por desgracia, seguro que es) muy, muy diferente. Pero desde luego, ¿quién no se ha imaginado alguna vez volando a lomos de un serpentino y serpenteante dragón oriental contemplando los campos de colores y acercándose a los lagos para pedirles a los dioses que traigan la lluvia?

Podríamos objetar, si quisiéramos hacerlo, que para evocar sensaciones similares no hay nada como los clásicos del país, empezando por el mágico “Viaje al Oeste” que es una novela del género que nos interesa (entre otras cosas) por derecho propio, pero personalmente yo no creo que Wilkinson pretenda eso, porque precisamente lo que consigue es transmitirnos un precioso camino de aventura exótica punteado con unas cuantas perlas de sabiduría, con un final que hace derramar lagrimitas de jade y deja con ganas de continuar. Si nos atraen los paisajes orientales, lo cual es un tanto conditio sine qua non, ¿acaso podemos pedir más?

-Lo que me habría gustado: hablar de hierbas medicinales y de remedios caseros con Long Danzi y Wang Cao.

-Lo que no me habría gustado: probar el adobo de dragón, de ninguna de las maneras. Después de todo, y por muy exótico que pudiera sonar a primera vista, mis convicciones me lo prohíben...

-La fragancia que me habría gustado oler: la del magnolio del Pabellón Abierto de la Contemplación de las Flores de Magnolia.

-Algo que me habría encantado: jugar un rato con Hua, mientras navegásemos por el río, y le tuviese un ojo bien echado a ese gato tan desagradable.

Házael González

Asturiano de nacimiento y mediterráneo de adopción, se considera a sí mismo un buscador tenaz e infatigable, amante de la fantasía (en todas sus vertientes) y vividor en general. Sus Historias de la Tierra Incontable, publicadas por Alberto Santos Editor, son novelas que llaman la atención de un buen puñado de lectores interesados tanto en los mundos diferentes como en las vivencias caprichosas.

Web o Blog: https://www.facebook.com/groups/634495599899152/

Y además...

25.jpg

Últimas reviews

Listas y Tops

C/ Celso Emilio Ferreiro, 2 - 4°D
36600 Vilagarcía de Arousa
Pontevedra (España)

Redacción: 653.378.415

[email protected]

SFW Internacional

Copyright © 2005 - 2020 Scifiworld Entertainment - Desarrollo web: Ático I Creativos

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Para conocer el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política de cookies..