Scifiworld

Diario de los muertos, el terror como protagonista

el  Miércoles, 14 May 2008 02:00 Por 
Breve artículo sobre la última película del genio George A. Romero.
Algunos nacen con talento. Y otros mueren olvidados. La vida es así, o ansí, como dirían algunos por mi tierra. Los hay que nacen con genio… y los hay que nacen olvidados. La vida es, como dicen por ahí, injusta. Pero algunos tienen lo que merecen, y ganan fama. Y gracias a ello podemos observar sus carreras, sus logros y sus más justos premios. Yo lo hice el otro día con el padre del terror, del gore, del cine de zombis. Romero ha dado lo mejor de sí para esta última película. Y lo agradecemos.

Diary of the Dead, o Diario de los muertos traducido a nuestra lengua, es una cinta de interés metacinéfilo, en donde el discurso es trazado por un narrador en primera persona, donde la cámara es llevada por uno de nuestros propios protagonistas para darnos así una mayor sensación de veracidad (como ocurrió hace poco con [REC] o Cloverfield). Suelen ser estas cintas de odios y amores, de verdades dichas al oído y de insultos a voz en grito. A algunos les llega. A otros sencillamente les parece un juego estúpido, de niños. Pasa como con las vanguardias; el que capta su esencia, lo aprueba. El que no, las tacha.

En esta película de corte posmoderno, donde se mezclan los móviles a la vez que el youtube y las nuevas tecnologías, sentiremos ante todo una simbiosis de miedo y misterio, de tensión y alerta; es decir, de horror consentido. ¿Por qué nos llega tanto? Porque, dejando a un lado nuestra mente racional, pensamos que tal vez sea posible que esto nos ocurra. Porque esos hombres que cagan y mean y lloran son iguales que nosotros, porque usan nuestros mismos teléfonos y porque hablan igual de mal que, ejem, servidores. Porque el supermercado de la esquina nos suena familiar. Porque las noticias nos saben a lo mismo, aunque en las nuestras (todavía), no haya zombis.

Es una apuesta loable, que se sostiene por sí sola, entretenida y genialmente llevada a cabo. Tuve la oportunidad de ver horas después la primera película del cineasta estadounidense, La noche de los muertos vivientes, y me reí. Me reí porque uno ve el progreso de este chico ahora hombre, de aquel gusano ahora mariposa (entendemos el juego de palabras). Nada tenían que ver aquellos monstruos que se abalanzaban sobre sus víctimas como corredores de maratón a estos ahora perfeccionados al máximo, que son creíbles y se sienten. Y asustan. Romero se ganó un gran premio con aquel film: una horda de fans que lo seguirían hasta el fin del mundo. Hasta donde los muertos resucitan.

Yo lo alabo. Porque me hizo disfrutar y, también, porque no creo que haya comparación posible entre su primera bicicleta y su actual fórmula uno. Él corre, y nosotros lo sabemos. Pero él es más rápido.

Y el miedo acecha por las esquinas. Los muertos se levantan… Y se abre el telón.

Medios

diaryofthedead.flv
Más en esta categoría: « Transformers La Última Ola »

Y además...

22.jpg

C/ Celso Emilio Ferreiro, 2 - 4°D
36600 Vilagarcía de Arousa
Pontevedra (España)

Redacción: 653.378.415

[email protected]

Copyright © 2005 - 2020 Scifiworld Entertainment - Desarrollo web: Ático I Creativos

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Para conocer el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política de cookies..