Scifiworld

Equilibrium: Reciclaje del subgénero distópico

el  Martes, 08 November 2011 01:00 Escrito por 
"Pero yo siendo pobre sólo tengo mis sueños. He esparcido mis sueños bajo tus pies; Camina suave porque pisas mis sueños" Yeats

En "Equilibrium,2002" el objetivo no es hacer política-ficción con discurso-denuncia sobre un sistema totalitario de nuevo orden aunque se plantee una nueva variante de estructura social distópica a añadir a las que han ido apareciendo en las pantallas durante las décadas de los 70 y 80.

La historia tiene lugar  en la ciudad-estado de Libria. Un estado totalitario emerge después de que la tercera guerra mundial haya devastado el planeta. Su ideología determina que la emoción humana ha sido la raiz del conflicto.

Con este background tenemos un estado que inhibe la emoción humana mediante el control farmacológico- una droga llamada Prozium- y un implacable cuerpo policial de élite- los Clérigos Grammaton- que requisan todo  material de "contenido emocional" para su incineración inmediata. Todo lo cual oculta un interés menos obvio: el control sobre las voluntades colectivas; una nueva alienación social.

 

El adoctrinamiento del Prozium como profilaxis necesaria, es realizada a través de una orwelliana megafonía- ¿homenaje a " 1984, 1984"?-, y se vende como la felicidad de las masas. Bálsamo y salvación: " Nos salva del patetismo, de la tristeza. Borramos la ira, los impulsos asociados de alegría, amor y euforia se dejan en el camino como un sacrificio justo. Anestesiamos el dolor. Aniquilamos los celos. Hemos querido reemplazar la individualidad por la uniformidad.

 

Como se ve, es una distopía futurista que habla del libre albredío, del derecho natural de la especie humana a sentir, a emocionarse con lo sublime y lo bello, aunque en el mismo lote vayan otros viajeros menos deseables; el odio, los bajos instintos, la violencia. El dilema moral que subyace a la acción es traducido en el itinerario vital de John  Preston por el radical giro de su comportamiento.

 

El filme, pese a la utilización de elementos reciclados- que a veces revisten formas de homenaje- posee suficientes imágenes poderosas como para interesar. Por ejemplo, ese niño pegado a una pantalla totalizadora y gigantesca; o el clérigo John  Preston (Christian Bale )en su primera intervención en "the Nether", la zona exterior de la ciudad en la que muestra con una contundencia de videojuego la capacidad de su adiestramiento letal.Y en general, por las espectaculares secuencias de lucha coreografiada.

 

El filme no disimula su vocación de cine espectáculo. Kurt Wimmer, su autor, tiene experiencia en guiones de acción  como "Salt" - , y hace uso de una iconografía deudora de otros títulos como " Matrix,1999 " (Neo en su tercera entrega, tiene el look de los clérigos) .

 

La mención al reciclaje no es peyorativa en este caso porque se utiliza con unos resultados más que plausibles. Se observa en varios aspectos:

 

1- En la reconocible dialéctica arquitectónica entre el Orden- totalitario- y el Caos, lo incontrolable, aquí llamado la Nada, o el Abismo , cuyo correlato estético se ve en ese contraste entre la higiénica opulencia de Libria  y la oscuridad del guetto exterior.

 

2- Aparecen  símbolos más o menos disimulados  del nazismo (los crematorios, la marcialidad que exhiben los anónimos soldados negros), y del cristianismo (el emblema del poder es una cruz; la existencia de un "Padre" creador que permanece fuera de plano ; el concepto de Clérigos, especie de monjes- soldado, de jueces Dredd pero sin casco de combate.

3- También en el uso de recursos temáticos como el fuego purificador para los libros (Fahrenheit 451,1966), utilizado para describir la extirpación de todo objeto que provoque sentimientos, sea arte, música o conocimiento.

 

4-El tema de la delación que supone aquí la desaparición física , en realidad una puesta al día de la caza de brujas también presente en obras pasadas del género sci-fi como el "Invasión of the Body Snatchers, 1956" de Don Siegel. Tema que potencia el tono de suspense a partir de la segunda mitad del filme.

 

En "Equilibrium", el personaje John Preston (Christian Bale ) sigue un itinerario parecido al del policía Robert Thorn - Charlton Heston en "Soylent Green, 1973", pasa de ser un apéndice del poder corporativo-alienante,  a dudar sobre si las cosas son como aparentan ser , a descubrir su propia individualidad, a indagar a través de las propias sensaciones. Al final, como Thorn , John Preston descubre la trastienda de lo aparente y se pasa al  otro lado. Su actitud ya no es la misma: cuando conoces la emoción ya no hay marcha atrás. Y entonces comienza a simpatizar con la Resistencia, la que se esconde en la "Nada", representado por la parte suburbial de Libria, un  pariente  conceptual de la Zona Prohibida de " The Planet of the Apes,1968 ".

 

De nuevo tenemos una estructura de poder jerarquizada - El Consejo/ El Padre- que, como en "Rollerball, 1975",o en "Robocop,1987", ejerce su poder silencioso a través del adoctrinamiento que convierte un producto químico en una necesidad colectiva. Aquí la droga Prozium, sustituye lo que en aquellos filmes eran el Deporte Extremo como disolvente de la conciencia colectiva , o la industria cibernética privada aplicada a la seguridad pública .

 

En su fase de duda, el clérigo John oye de sus propios superiores: " Es decisión del Padre y él es la Ley. No es el mensaje lo que importa sino la obediencia a él". Líneas de guión como ésta hacen que el sentido del relato oscile entre la metáfora sociofuturista de un poder omnímodo pero humano, manipulador y totalizador, pero tambien puede alimenta  cierta lectura religiosa, a través de su marcado simbolismo.

En un instante revelador, dice Preston a Jurgen (William Fitchner), un alto mandatario: ¿qué puedo hacer?. Matar al Padre, le replica Jurgen, lo que lo convierte, dentro de la analogía con el relato cristiano, en una especie de Judas. Aquí habrá quien pueda ver también una lectura en clave futurista del mito fundacional cristiano. El hombre , como ha desobedecido la orden suprema , es desterrado del paraíso, de esa zona de placidez  y anulación perpetua , y obligado a sentir frío, miedo  y dolor (pero también placer y delectación), del mismo modo que Neo tras ser vomitado físicamente al mundo real de Matriz, despierta en un escenario de vértigo y vacío.

 

 

 

 

Quienes rehusen someterse a su dosis diaria, o posean objetos "afectivos" como el marco artístico de un espejo o un perfume, son conducidos a la sala de destrucción para una combustión sumaria.

No hay remordimientos  ni empatía porque no hay emociones. Y el propio lenguaje se intoxica de ese carácter de neutralidad:  a la zona marginal donde se esconde la resistencia prefieren llamarle el "Abismo", y los guardianes del Poder- los Clérigos Grammaton- jamás nombran los objetos que emocionan y requisan a los sospechosos, sino que hablan de evidencias incriminatorias o infracciones sensoriales.

 

El peor temor es convertirse voluntariamente en un individuo que toma conciencia de que es manipulado. Para el clérigo de primera John Preston, esto ocurre cuando tras saltarse su dosis diaria siente su propia experiencia emocional al contemplar , a través de la ventana de su habitáculo , los bellos colores del amanecer. Es entonces cuando reconoce la emoción, lo que le lleva a simpatizar con los disidentes, el movimiento conocido como "the Underground";  porque se reconoce en ellos. La idea sería que todo poder totalizador genera una resistencia.

 

Y aparece Mary O´Brien ( Emily Watson) una heroína de la resistencia , que  funciona como catalizador de la conciencia despierta  en John. Y Mary aumenta sus dudas cuando le pregunta :  "¿se existe para asegurar la propia continuidad de la existencia o para sentir?". A eso mismo aspiran los disidentes que se agrupan en la resistencia, y esta oposición tiende a restablecer el equilibrio perdido.

 

Cuando el clérigo John conoce a  Merry O´Brian no hay vuelta atrás; ella es perfume, Beethoven, lazo rojo, cuentos, imaginación ; una heterogeneidad de asociaciones  prohibidas que la condenan directamente. Y su confusión emocional se resuelve en pura fascinación por lo que representa: un espíritu libre.

 

El gradual proceso de autoconciencia  se plantea como dilema, por ejemplo, en la escena en que duda sobre si  matar o no a un  perro que vagabundea por el "abismo" durante una incursión ; pero también en el hecho de ocultar a sus propios compañeros de combate sus auténticas motivaciones. El riesgo a ser delatado por traidor provoca en la segunda mitad del filme la intensidad del suspense, la tensión en el espectador. John Preston debe exhibir todas sus cualidades para ocultar sus sentimientos bajo una fachada de impasibilidad, incluso en el propio lenguaje.

 

Si tomar conciencia de la propia individualidad es soledad - " Rollerball, 1975", "Soylent Green,1973 "- aquí lo es también al descubrir lo doloroso de sentir emociones, la inseguridad por ocultarlas  y  la capacidad abrumadora de decidir por uno mismo.

 

La dósis de espectáculo está asegurada por la coreografía del original método de lucha de los Clérigos Grammatón - el llamado Gun- Kata - contrapunteada con el score de Klaus Badelt. Además de  la estética cromática de algunas escenas que recuerda al  Tarsem Singh de "The Cell, 2000". Hay unos 49 especialistas  en este filme. Prueba de que el capítulo de la "action fight" recibe todo el mimo de Kurt Wimmer. Y llegamos así a la estrella del espectáculo: el Gun Kata.

Es un método radical de lucha que tiene en cuenta la distribución de los antagonistas y consiste dominar  las posiciones más óptimas para la eficiencia letal. Pura matemática aplicada a la  lucha ofensiva.

Pero al lado de la cinética, de las luchas coreografiadas, la estética del diseño y el color del futuro recreado, el filme también tiene un ingrediente de intriga que la incentiva.

 

La  posibilidad de delación , elemento de suspense de estirpe  clásica , es introducida en el propio código genético de "Equilibrium".

En la cruzada del Poder para alejar del ciudadano cualquier tentación de deseo o emoción, se extirpa del propio lenguaje los marcadores afectivos, como en la escena en que John "se salta " su dosis de Prozium. Un instante de suspense en el que John ve en su hijo a un potencial delator :

- "Debes ir a la sección Equilibrium, informar de la pérdida y obtener un reemplazo".

A través de las palabras, de los gestos, de las "evidencias" que uno esconda, pueden rastrearse vestigios de emoción,  actividad delictiva penada con la pena capital.

De modo que hay que disimular, ser uno entre los demás, un zombi, permanecer en un segundo plano.

 

Hay mucho de itinerario del héroe en "Equilibrium". El clérigo Preston bascula traumáticamente desde la aceptación incontestable de su misión purgativa a la oposición visceral a la misma. Al principio, asume como normal que ejecuten a su esposa por haber cometido una "ofensa sensorial", y él mismo ejecuta a su amigo y compañero Partridge (Sean Bean) porque ha sucumbido a las emociones al escamotear de la incineración un texto de Yeats. Un hecho fortuito  lo lleva a la experiencia emocional, de aquí a la duda, de la duda a  la inseguridad , a la toma de conciencia y, finalmente, al combate decidido en dirección contraria.

 

Un par de apuntes sobre la concepción visual en "Equilibrium".Esa iconografía antagónica, hipercontrastada entre los mundos de Libria y el Abismo se logró en localizaciones en Berlín. La moderna arquitectura del Subterráneo de U-Bahn, o el Aeropuerto Berlin Tempelhof, o el Olympium Stadium enfatiza el aspecto pulcro y futurista de esa ciudad-estado, mientras que el exterior fue rodado en los decrépitos barrios y en la base militar abandonada de Berlín Este.

El segundo apunte es que , según declara el propio Wimmer, no se ha utilizado intencionadamente tecnología futurista, se ha procurado eludir toda la "chatarrería" habitual en la ciencia ficción. " No hay tecnología en el filme  porque no existe. Es más como un universo paralelo, el lugar perfecto para una fábula, una parábola moral ".

En resumen:

Hay en "Equilibrium" un reciclado de cosas ya vistas o apuntadas en otras películas del género . En este sentido es un contenedor de referentes temáticos y de estilo de otros filmes, pero presentados bajo una atractiva factura visual.

Y Wimmer pone todos esos ingredientes nada originales - look, intriga, mensaje- al servicio del entretenimiento. Objetivo conseguido

(La sombra de Janus) para Scifiworld

Medios

UP_equilibrium.flv
Jose Manuel Paradela

Administrador del blog en construcción "El Cofre de Flint". Escritor novel de relatos y articulista anónimo. Conversador compulsivo. Finalista en la edición 2014 del Concurso Internacional de Relatos Negros de la Semana Negra de Gijón. Me apasiona el cómic y las bandas sonoras.

Incondicional del cine de Greenaway y de los David Cronenberg y Lynch-, Walter Hill, Scorsese, pero también Hawks, Minelli, Curtiz, George Pal, Lang, Kubrik, Hitchcock…, no cabrían en dos líneas.

Web o Blog: https://elcofredeflint.blogspot.com.es/

Y además...

51.jpg

C/ Celso Emilio Ferreiro, 2 - 4°D
36600 Vilagarcía de Arousa
Pontevedra (España)

Redacción: 653.378.415

[email protected]

Copyright © 2005 - 2020 Scifiworld Entertainment - Desarrollo web: Ático I Creativos

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Para conocer el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política de cookies..