Sitges 2019

 

 

Scifiworld

Rottweiler

el  Lunes, 08 August 2011 02:00 Por 
(Brian Yuzna, 2005)
Otro de los subproductos de la productora Fantastic Factory, ese engendro español que nunca debería haber existido. Pero bueno, de no haber existido, no podríamos haber tenido películas como ésta que nos ocupa hoy.
 
Es obvio que Brian Yuzna quedó muy influenciado por "Cujo", aquel gran libro de Stephen King que se convirtió en una más que decente película sobre un noble San Bernardo que cogía la rabia y se convertía en una máquina de matar. Así que Yuzna, de mayor, decidió destrozarla rodando una versión propia, inspirada, si se quiere. ¿El argumento? Pues es escaso: un chaval que se pasa toda la película escapando desnudo de un perro reconstruido con partes mecánicas y que mata a todo lo que se le pone por delante. Y aún tiene tiempo de aparecer Paul Naschy, esa leyenda del terror de los 60 que aparece como una sombra de si mismo por culpa de la Fantastic.
 
El perro está terriblemente mal hecho, cuando no se nota el ordenador, se nota que es un muñeco. El argumento es aburridísimo y con esos giros pretenciosos que Yuzna se esfuerza por meter como si: 1) la historia que cuenta lo mereciera; y 2) como si él supiera realmente estar detrás de una cámara.

Pero aquí es donde me hinco de rodillas ante la escena más desternillante que he visto en mucho tiempo. Mi mujer, dos amigos y yo, tuvimos que darle al pause para reírnos a gusto.

En un momento de la trama, el perro asesino queda encerrado en una bodega mientras que el protagonista continúa huyendo desnudo. Solo un gallo queda como testigo de la escena, y el señor Yuzna le dedica un primer plano al ave cuando el perro rompe la puerta y huye, primer plano en el que el gallo cacarea de ¿miedo? Sí, amigos, Brian Yuzna es el primer cineasta de la historia que ha filmado a un gallo aterrorizado. Esto viene a confirmar mi teoría de que esta película, y casi todas las de la Fantastic, son producto del juego "a que no te atreves". Algún envidioso amigo de Yuzna, tomando enormes cantidades de whisky y vete a saber qué más, le diría, pretendiendo hundir su carrera, cosas como: "¿a que no te atreves a hacer una peli de un perro cyborg? ¿Y a que no te atreves a que el prota se tire media película en pelotas? ¿Y a que no te atreves a que salga Paul Naschy diciendo cuatro chorradas sin sentido?" A lo que Yuzna respondió: "¿Que no? Pues mira, además voy a filmar a un gallo aterrado y me van a pagar una pasta por ello."
Y nació el proyecto de "Rottweiler".
Más en esta categoría: « Transformers Afterparty »

Y además...

37.jpg

C/ Celso Emilio Ferreiro, 2 - 4°D
36600 Vilagarcía de Arousa
Pontevedra (España)

Redacción: 653.378.415

[email protected]

SFW Internacional

Copyright © 2005 - 2019 Scifiworld Entertainment - Desarrollo web: Ático I Creativos

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Para conocer el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política de cookies..